SEHAQUI ACEITE DE ARGÁN 100 % PURO

SEHAQUI

Aceite de argán 100 % puro.

Envase con dosificador de 30 ml.

Más detalles

15,90 €
Disponible
Entrega en 24-48h

Para quién

Para todos los tipos de piel por sus múltiples usos.

Me gusta por

Este aceite de argán es un tratamiento adecuado para embellecer y cuidar la salud de la piel porque además es 100 % puro. Gracias a su extracción por presión en frío de las nueces de argán no procesadas ni desodorizadas, conserva el 100 % de su concentración en ácidos grasos esenciales, vitamina E y betacarotenos. Este aceite es regenerante, hidratante, protector y antioxidante. Contiene ácido oleico, linoleico, ácido alfa-linolénico, ácido gamma-linolénico, ácido araquidónico, vitamina E, carotenoides de los que un 50% son betacarotenos (precursores de la vitamina A), fitoesteroles y esqualeno. Para que os hagáis una idea de lo que significa, el aceite de argán puro Sehaqui, tiene 3 veces más concentración de ácidos grasos esenciales que el aceite de oliva. Usos del aceite de argán Sehaqui. PIEL: Quemaduras producidas por el sol o por tenacillas, plancha, etc... Aplicar un par de veces al día. Psoriasis: utilizar a diario mezclándolo con la crema hidratante y en las zonas más delicadas, como pliegues, utilizar directamente el aceite. Atopía y piel extremadamente seca (xerosis). Mezclar unas gotas con nuestra crema. Sabañones. Estrías (adolescentes en desarrollo y embarazadas). Reafirmante (post-parto). Antiarrugas; las pieles secas mezclar un par de gotas con la crema de noche habitual. Cicatrices de varicela. Cicatrices post-acné (IMPORTANTE: no es comedogénico, es un aceite seco, no engrasa). Post-tratamiento láser o peeling con ácidos (acelera el proceso de renovación de la piel). Úlceras de presión de primer grado (escaras en personas encamadas). Dermatitis del pañal. Talones agrietados. El aceite de argán cien por cien puro aporta mucha elasticidad a la piel, esto se suma a su alto poder de penetración, lo que lo convierte en el mejor aceite en los procesos de regeneración celular. CABELLO: Seco, desnutrido y con puntas abiertas. Aplicar a modo de mascarilla envolviendo el cabello en una toalla con aceite de argán durante 30 minutos, a continuación lavarlo como lo hagamos habitualmente. El aceite de argán cien por cien puro da brillo y fortaleza a cabellos secos y apagados, ideal para personas expuestas al cloro de las piscinas. UÑAS: Quebradizas y abiertas en capas. Aplicar cada noche realizando un masaje en la base de la uña. El aceite de argán cien por cien puro ayuda a la regeneración de las capas de las uñas, devolviéndole así un aspecto uniforme y fortaleciéndolas.

Mi consejo

Utilizar según la necesidad. (Ver en cada punto de Me Gusta Por)

Más

Aceite de argán 100 % puro.

Envase con dosificador de 30 ml.